• +34 691 46 87 77
  • +34 91 288 50 20
  • info@decorservint.es

Archives for Reformas

¿Quieres beneficiarte del IVA reducido en la reforma de tu vivienda?

Tipos reducidos en obras en viviendas

Obras de rehabilitación, “análogas” o “conexas”, en edificaciones

  • Obras de rehabilitación.

Para determinar si las obras realizadas son de rehabilitación y tributan al tipo reducido del 10 por ciento, deberán cumplirse dos requisitos:

1º) Que más del 50 por ciento del coste total del proyecto de rehabilitación se corresponda con obras de consolidación o tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas o con obras análogas o conexas a las de rehabilitación.

A estos efectos, resultará necesario disponer de suficientes elementos de prueba que acrediten la verdadera naturaleza de las obras proyectadas, tales como, entre otros, dictámenes de profesionales específicamente habilitados para ello o el visado y, si procede, calificación del proyecto por parte de colegios profesionales.

2º) Si se cumple el primer requisito, el importe total de las obras totales debe exceder del 25 por ciento del precio de adquisición de la edificación (si se efectuó en los dos años anteriores al inicio de las obras de rehabilitación), o del valor de mercado de la edificación antes de su rehabilitación, descontando en ambos casos el valor del suelo.

  • Obras análogas a las de rehabilitación.

a) Las de adecuación estructural que proporcionen a la edificación condiciones de seguridad constructiva, de forma que quede garantizada su estabilidad y resistencia mecánica.

b) Las de refuerzo o adecuación de la cimentación así como las que afecten o consistan en el tratamiento de pilares o forjados.

c) Las de ampliación de la superficie construida, sobre y bajo rasante.

d) Las de reconstrucción de fachadas y patios interiores.

e) Las de instalación de elementos elevadores, incluidos los destinados a salvar barreras arquitectónicas para su uso por discapacitados.

  • Obras conexas a las de rehabilitación.

Se considerarán obras conexas a las de rehabilitación las que se citan a continuación cuando su coste total sea inferior al derivado de las obras de consolidación o tratamiento de elementos estructurales, fachadas o cubiertas y, en su caso, de las obras análogas a éstas, siempre que estén vinculadas a ellas de forma indisociable y no consistan en el mero acabado u ornato de la edificación ni en el simple mantenimiento o pintura de la fachada:

a) Las obras de albañilería, fontanería y carpintería.

b) Las destinadas a la mejora y adecuación de cerramientos, instalaciones eléctricas, agua y
climatización y protección contra incendios.

c) Las obras de rehabilitación energética.

Se considerarán obras de rehabilitación energética las destinadas a la mejora del comportamiento energético de las edificaciones reduciendo su demanda energética, al aumento del rendimiento de los sistemas e instalaciones térmicas o a la incorporación de equipos que utilicen fuentes de energía renovables.

Obras de renovación y reparación de viviendas para uso particular

Cuando un proyecto de obras no pueda calificarse como de rehabilitación, las obras de renovación y reparación realizadas en edificios o partes de los mismos destinados a viviendas, tributarán al tipo reducido del 10 por ciento cuando se cumplan los siguientes requisitos:

a) Que el destinatario sea persona física (no actividad empresarial o profesional), y utilice la vivienda a que se refieren las obras para su uso particular. También cuando el destinatario sea una comunidad de propietarios por las obras hechas en el edificio en el que se encuentre la vivienda.

b) Que la construcción o rehabilitación de la vivienda a que se refieren las obras haya concluido al menos dos años antes del inicio de estas últimas.

c) Que la persona que realice las obras no aporte materiales para su ejecución o, en el caso de que los aporte, su coste no exceda del 40 por ciento de la base imponible de la operación.

Deben considerarse “materiales aportados” por el empresario o profesional que ejecuta las obras de renovación o reparación realizadas en edificios o partes de los mismos destinados a viviendas, todos aquellos bienes corporales que, en ejecución de dichas obras, queden incorporados materialmente al edificio, directamente o previa su transformación, tales como los ladrillos, piedras, cal, arena, yeso y otros materiales.

El tipo reducido se aplica a todo tipo de obras de renovación y reparación, como, por ejemplo: fontanería, carpintería, electricidiad, pintura, escayolistas, instalaciones y montajes (antes del 14 de abril de 2010,el tipo reducido esta limitado a las obras de albañilería)

En todo caso, el coste de los materiales aportados por el empresario o profesional que realice la obra, no puede exceder del 40 por ciento del coste total de la obra ya que la calificación de la ejecución de obra como prestación de servicios o como entrega de bienes es esencial para valorar la procedencia o no del tipo reducido.

Por ejemplo:

La colocación del suelo de una vivienda por 10.000 €, correspondiendo 3.000 € a materiales aportados por quien realiza la obra, tributa toda ella al tipo reducido.

Una obra por un importe total de 10.000 €, si los materiales aportados ascienden a 5.000 €., tributa, sin embargo, al tipo general.

Read more

Reformas Para Vivienda Antigua

Para emprender la reforma de un piso antiguo, has de  seguir  una serie de pasos.

Determinar el estado actual de la vivienda y la topología del piso son cruciales para rehabilitar tu piso.
Lo más recomendable es asesorarte por un técnico especializado, bien sea arquitecto, contratista o interiorista.

Por cuestiones de responsabilidad civil, es recomendable disponer de un técnico antes y después de la reforma, para que pueda analizar la antigüedad, el estado de conservación, el sistema estructural…

Has de saber que si la vivienda tiene mas de 50 años, puedes descubrir elementos arquitectónicos muy interesantes y de gran belleza, mosaicos, suelos de cerámica modernista, vigas de madera o cielos rasos, que por su interés artístico pueden ser adaptados al nuevo proyecto.

Tiempo, ejecución y coste
Otros puntos importantes a tener muy en cuenta son el tiempo de ejecución y el coste de las obras.
Con respecto al tiempo, has de calcular uno tres meses, así que puedes especificar en el contrato de obra penalizaciones por incumplimiento de los plazos.
Ten en cuenta también que reformar una cocina serán unos veinticinco o treinta días, mientras que un baño son unos quince. Para la reforma integral de un piso calcula entre 600 a 1200 €/m2, por supuesto dependiendo de la magnitud de la obra y os materiales elegidos, este precio puede variar.

Solicitar presupuesto
Una vez tengan definido el proyecto, tienes que pedir un presupuesto, para no llevarte sorpresas y siempre por escrito, para evitar complicaciones y coordinar a los diferentes gremios lo mejor es agrupar todas las obras en una sola empresa. ¡Ojo! desconfía de presupuestos poco definidos, que no aclaren materiales o calidades. Es necesario pedir varios presupuestos porque suele haber  diferencias considerables de una empresa a otra. Para facilitarte el trabajo hay paginas web  que te ofrecen  varios presupuestos de empresas de tu ciudad con solo enviar un formulario.

Fases de la reforma
Una vez empezada la obra, la reforma tiene tres fases:
El derribo, se trata de la demolición y extracción de los tabiques, azulejos, plaquetas, elementos de baño y demas elementos a sustituir.

La instalación de equipos y construcción de nuevos electos. Como nuevos tabiques, instalaciones eléctricas o de agua, iluminación…

Los acabados, obras de techos, carpintería, paredes, suelos, y por ultimo, la pintura.

Baño y cocina
A la hora de reformar el baño, ten en cuenta que lo normal es cambiar el pavimento, colocación de gritería y cambio de sanitarios. Para agrandar el espacio si el cuarto de baño es pequeño, coloca mamparas transparentes y esconde el inodoro en la zona menos visible.

Para la cocina y teniendo en cuenta la situación de las ventanas, la forma de la planta y los accesos, prioriza necesidades, define muy bien la zona de trabajo, de almacenaje, de limpieza… si tienes espacio, puedes construir una península, o una barra/Office si careces del mismo.
Dependiendo de los materiales que elijas y el tamaño de tu cocina, tendrás que calcular entre 6000 y 12000 €.

Los suelos
Los suelos se cambian mas por estética que por necesidad o desgaste, por eso lo mejor es elegir el pavimento según el uso que hagas de la vivienda.
En los baños materiales impermeables, para el resto de la casa, existen materiales innovadores como el gres porcelanico, las resinas, el barro cocido, el gresite… si optas por un suelo de madera, tienes muchas opciones en el mercado, desde 50 a 150 €/m2.

Read more
|
A %d blogueros les gusta esto: